La Conselleria realiza el mantenimiento en la Vía Verde del Mar con una inversión de 36.500 euros Enrasar con zahorra las trapas que estaban bajas, reparar las diferentes cárcavas causadas por las lluvias y mejorar el acceso de peatones han sido algunas de las acciones que se han acometido


Eva Bellido // Orpesa
La Conselleria de Vivienda, Obras Públicas y Vertebración del Territorio, a través de la Dirección General de Obras Públicas, Transporte y Movilidad, ha ejecutado trabajos de mantenimiento en la Vía Verde del Mar con una inversión de 36.500 euros. Las tareas que se han realizado en la senda, ubicada principalmente en término municipal de Orpesa, pero que también discurre por el de Benicàssim, pretenden garantizar la “conservación para el correcto mantenimiento del itinerario ciclo peatonal”, según fuentes del departamento autonómico.

Enrasar con zahorra las trapas que estaban bajas para evitar el peligro de tropiezo por parte de los viandantes, reparar las diferentes cárcavas causadas por las lluvias y que habían erosionado de forma notable los márgenes de algunos tramos de la vía; y mejorar el acceso de peatones al camino en un punto mediante la construcción de una escalera, han sido algunas de las acciones que se han acometido.

También se ha segado y hecho poda de árboles en zonas con mucha vegetación, se han borrado las diferentes pintadas realizadas en los muros de la vía, así como hormigonado señales caídas.

Además, los operarios han retirado las piedras caídas por desprendimientos, reparado los baches en la plataforma frente al puerto deportivo de Orpesa y han repuesto los tramos de barandillas de madera que se encontraban rotos, sueltos o deteriorados, según apuntaron.

6 KILÓMETROS DE LONGITUD// Los trabajos se desarrollaron en el último mes, si bien las mismas fuentes apuntaron que se trata de obras que se llevan a cabo a lo largo del año por mantenimiento. La senda, con una longitud de casi seis kilómetros, está considerada como una joya del litoral mediterráneo. Recorre la costa agreste y natural que separa ambos municipios, discurriendo por el antiguo trazado ferroviario que bordeaba el mar. A su paso se pueden admirar las torres vigías Colomera y La Corda y bañarse en las calas de la Renegá.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *